Si tú me nombras,
todo se ilumina,
hasta la más oscura sombra.

Si tú me besas,
hasta el lugar más feo,
adquiere enorme belleza.

Si tú me miras,
hasta el muro más alto,
fácil se derriba.

Si tú me deseas,
hasta el tiempo más aburrido,
se vuelve una linda espera.

Si tú me amas,
hasta el momento más tenso,
se vuelve una profunda calma.

Si tú te quedas,
no me importa el final de esta historia,
porque todo lo que viva contigo,
me llevará directo a la gloria.

C L