Ven,
abrázame mientras dure la lluvia,
dame el sentido de vivir,
la fuerza para respirar,
las ganas de seguir.
Ven,
únete a mi voz,
cantemos en un solo acorde,
vibremos en una canción,
sé mi clave de sol y arpegio.
Ven,
caminemos juntos,
desandemos una vereda de ensueño,
continuemos hacía un futuro incierto,
naturaleza de nuevos peregrinos.
Ven,
seamos volátiles,
ingenuos y certeros,
torbellinos de pasiones,
vórtices de ideas.
Ven,
naufraga una vez más en mí,
hazme tu isla,
seré tu salvoconducto,
fijaré tu rumbo libre a las estrellas.

0