Vacío

Por fin lo terminé.

Título: Vacío

Cada mañana es un golpe de realidad
al no encontrar a nadie a la hora de despertar.
El silencio como todos los días se hace presente
escuchando solamente los pensamientos de tu mente.

Sales con convicción de cambio firme
más la historia día a día se repite,
gente que no te importa ni le importas de verdad
pero es necesario encajar si se quiere vivir en sociedad.

Intentas mejorar, buscar otras formas,
pero al parecer nada les acomoda.
Te animan a ser tú mismo ante todos
pero el ser tú mismo es lo que te ha llevado a estar solo.

Puede que estés triste, feliz o simplemente necesites afecto,
pero si no encajas acostúmbrate a solo sentir frío en el pecho.
Intentas disimular con una actitud bromista y algo pesada para parecer contento,
pero detrás de esa sonrisa solo lloras por dentro.

Tu familia te brindará amor por años,
sabes que su amor incondicional siempre te lo han dado.
pero con el tiempo hasta en su compañía te sientes como un extraño,
sientes que no tienes cabida en ningún lado.

Tal vez sea una etapa, en mi corazón sigue ese brillo,
esa ilusión que me embargaba de niño”.
parece que puedes retomar el camino,
pero con esas palabras solo te engañas a ti mismo.

Intentas a tu mente buscar distracciones,
tal vez necesite ocupación o nuevas aficiones,
sientes como si todo aquello se hubiese ido de tu cabeza
pero con el tiempo ese sentimiento regresa con más fuerza.

“Tal vez en mi vida falte el amor de una pareja,
aquel que te complementa cuando la vida se pone compleja”
con eso en la cabeza vas buscando en todo lugar,
sin saber que simplemente escapas de la soledad.

Al buscarlo te sientes alegre, que estás en las nubes,
pero con el tiempo ese sentimiento se pudre.
Ante el fracaso te sientes confuso,
incluso piensas que para ti no hay nadie en el mundo.

Malos pensamientos llegan uno tras otro,
hasta que llega el momento donde tocas fondo.
llega un punto donde te odias a ti mismo,
¿Y cómo no hacerlo? si fuiste tú quien se sumergió en ese abismo.

Hasta que en tu desesperación vislumbras un destello,
algo que te saca de todo ello.
“Es evidente que me he equivocado,
otro camino debí haber tomado”.

Al principio piensas que es solo otro autoengaño,
que no piensas con claridad.
Pero aún con ese sentimiento extraño,
decides darte otra oportunidad.

Y así, sin mucho ánimo, pero con muchas ganas lo intentas de nuevo,
No importa si toma mucho o poco tiempo,
vuelves a abrir tu corazón
para ver si algún día recuperas la ilusión.

0

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas