Esperar…

Muchas veces solo queda rezar y rogar, Al grande rezar [...]