Vómito y grito entre las paredes: soledad,
al llanto va una lágrima, ácida, por la cara,
y en la niebla está escondida,
pobre, cayó malherida (escondida, escondida).
Llanto de melancolía, no para de llorar,
normal estando ella sola,
sus lágrimas disimula al romperse las olas,
(braman en la orilla) del mar.
Mientras la espuma se amontonaba en la
ribera]
ella camina por la playa, la vista entera_
_al horizonte que oscurece,
la plenitud de la luna, solitaria, envejece …
Su epidermis blanquecina y lisa que se
arruga]
su crisálida de oruga,
no se abre, no se rompe, muriendo dentro de ella,
sola, y sin ver que eres bella.
A tu muerte no acude nadie, ¡Triste, que triste!
No hay manera, de realzar tu muerta belleza,
triste soledad … que triste,
errante tu espíritu, soledad de tristeza.