no me conoces, pero soy aquel que deslumbraste con tu belleza,
tratar de conquistarte va ser mi destreza favorita,
vengo de rodillas a suplicarte que te quedes conmigo,
por que me haz causado una adicción,
mi cariño sera un abrigo,
y tu cuerpo sera mi atracción.