NO DESPIERTES NIÑO…

Por qué has despertado…
se fueron las Musas que acunaban sueños,
huyeron los versos vestidos de luna,
y despintó el paisaje cuando amanecía.
El llanto del viento sonaba implacable
sobre tu inocencia de niño azorado.
Secos los jardines de eternos otoños,
sólo las espigas de un tiempo lejano.
Por qué has despertado…
no sientes acaso lastimar el frío
el vuelo del pájaro,
el azul del cielo
Por qué has despertado…
si están secos los frutos, y la tierra yerma.
Grises las paredes con huellas de siglos
con hedor de muerte.
Niño… vuelve a tu regazo de hadas y musas…
Siente la caricia que regala el alma
cuando duermes tibio sobre las estrellas.
No despiertes niño…
No despiertes nunca

0

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas