Me faltará fama,
Mas soy una usina del arte
Que vive en inspiración constante
De mi surgen obras
De alto estandarte
Que cautivan, que obnubilan
Que se graban en las retinas
Que reptan hacia la esencia
Y jamás se olvidan.

Me faltará un detalle estético
Por un fatal accidente
Del que nadie hubiera sobrevivido,
Pero nunca se ausentó mi sonrisa
Denotadora de genuina alegría
Provocadora de magnetismo
Estimuladora de lascivos deseos,
Porque siempre habitaré en pasiones
Porque nunca me faltarán admiradores
Que insaciables pidan mis besos
Que entrañen mis abrazos
Que los prioricen y eternicen
En un profundo lazo.
Cosa que vos insufrible anhelas
Pero no hay caso
Naciste para el segundo puesto
Naciste para el extravío
Naciste para comer migajas
Naciste para el rechazo.

Me faltará salud, me sobrarán alergias
Y aun así retozo por la vida
Porque jamás seré como vos
Una insípida llama dormida

Me faltará casa, me faltaran bienes
Pero aprendí que el hogar no es un lugar
Es donde mi afinidad esté
Mi lugar en el mundo
Son mis seres queridos,
Porque no se mora en sitios
Se mora en corazones.
Quizá tu necia mente
No comprenda estas razones.
El materialismo no me atrapa
Soy un ser que aprendió a ser alma
Y asciendo asciendo etérea
Asciendo cuando carezco de lo que te sobra:
Un anima egoísta y avariciosa.

Me faltará naturaleza
Para la vileza
Pero no lo considero talento
Sino algo digno de erradicar.
Porque tu don es un espejo
Que solo sabe imitar,
Solo tenes iniciativa
Cuando se trata de dañar.
Nefriegan cada uno de tus dichos
Que dicen mas de vos que de mi
Que evidencian tu miseria mental
Palabras de baja sintonía
Que te asimilan con los bichos
Con el estiercol y el despecho.
Ya tu insania esta en todas las galerias
Exhibiendo contradicciones e hipocresías
Y yo, tengo irrefutables pruebas
Yo poseo evidencias que me avalan
Yo no seré tocada ni difamada
Por tu lengua envenenada
Porque la razón me hace ganadora
Porque la verdad me ampara
Porque la lógica y autenticidad
Son mis armas.

Me faltará familia y así lo elijo
Porque prefiero un hueco en la foto
Que una oscura atadura
Con gente que pudre lo que toca
Gente que hace del mundo un lugar inmundo
Y lo trastoca.

Me faltará malicia, me faltará codicia
Mas el bien es una fuerza inmutable y transpasadora
Que te repele en cada ataque, a cada hora
Que vaticina tus vilezas y las contrarresta
Que soslaya tu influencia asoladora
Para que jamás me roce ni estaca ni ballesta.
Poseo una voluntad que raya mundos
Que abre caminos
Que llena los senderos
De encuentros recíprocos y fructiferos.
En todas mis huellas habita
El eterno redentor y protector.
La inteligencia suprema llamada Dios.

Por eso, nunca me faltará entereza
Nunca me veras arrodillada
Nunca me veras vencida ni aun vencida
De tu propiedad jamas mi derrota será dada.
Neutralizadas son tus pretensiones
Expulsadas son tus lóbregas intenciones
Desterrada para siempre tu mancha latente
Que contamina el aire, las aguas y las mentes.
Rechazo toda proyección demente
Que tu oscura consciencia me dedique
Tu rostro se borra, se desvanece,
Retorcido en su peste destructora
Se hunde y se pierde
Retorna a la nada
Se hunde y se pierde
Tu rastro por siempre.

Y todo esto es, lo que nunca faltará.

JULIETA IALLORENZI

PATENTADO EN SADAIC Y DNDA

DERECHOS DE AUTOR RESERVADOS