“La Creación”

Era un antes cuando nada existía,
sólo tu voz dulcemente se oía.
Y Dios creó la Tierra,
y a sus paisajes modeló con tu belleza.

Imaginó el día y le ofrendó la luz de tu sonrisa,
Atardeció la noche, y para que la oscuridad no sea tanta,
la vistió con la Luna y las estrellas,
con el brillo de tus ojos,
las iluminó a ellas.

En el tercer día, emergió el agua,
para correr por entre los valles y así arribar en los mares,
como la primera lágrima que brota de tus ojos, corre por tus mejillas y
llega hasta tus labios.

Luego el viento, para agitar tus cabellos,
y fueron las nubes de la suavidad de tu piel.
Al día siguiente,
nacieron las flores y les concedió tu aroma,
nacieron las aves, y a ellas regaló tu voz y tu melodía.

En la sexta mañana, engendró al hombre y a la mujer,
a ella la concibió a tu imagen,
a él lo esculpió después.

Llegó el último día,
y Dios descansó,
vio que estabas sola en el paraíso
y me situó junto a vos.

C L

0

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas