_El Amor con claridad siempre aclara el día y la noche a la vez.
Como los 7 clavos blancos y nardos .
_El Amor puro y cristalino siempre tiende a volar con la claridad
del corazón en la mirada ante la claridad y la oscuridad del camino
de la vida .
_Como las flores blancas que aparecen en la vereda del camino ,
que tienen sus pliegues a volar con toda la pureza en la mirada
que nace de sus corazones , ante el día y la noche.
_La luz blanca y cristalina , cuál la nieve tiene sus alitas de amor para volar
con la mirada ,
_Como las malva olorosas que tienen dibujadas sus alitas de amor en sus dos pétalos.
La luz de la vida esta en la mirada y la corona de la luz intensa de la felicidad que
cubre o se antepone a la oscuridad siempre esta en el corazón.
_Como la flor del gallinazo que tiene el resplandor y la corona en su corazón de la luz
de la felicidad,que combate los malos aires y atrae la salud física e espiritual.
_El amor siempre ve con los ojos que nacen del corazón ,es decir con lo que se siente en el interior del corazón.
_Como el resplandor celestial que florece del cielo .
_Como las buganvillas que miran con los ojos floridos que nacen de su suave y delicado corazón con el resplandor celestial de los recuerdos lejanos.
_Los recuerdos tienden a volar en toda la mirada después de muchísimos años en las flores que aparecen repentinamente en el camino.
-Como las flores rosadas desconocidas que tienden a volar con toda la mirada
haciendo recordar la niñez y la juventud en las rosas rosadas que aún
existen en el campo de la infancia .
_Los secretos del amor de la felicidad siempre se encuentran guardados en el corazón
puro y cristalino de las flores y van saliendo a la luz después de muchísimos años , según lo que nos suceda
o nos pase en la vida.
_Como la flor del Más tuerzo que tiene en su corazón dibujado un Ángel de amor .
que impulsa a volar con el amor de la felicidad hacia los ideales de la vida ,como
hace tantos años se sentía en el interior del corazón de una, ese impulso de aquel
Ángel ,que ahora aparece de repente en una mirada angelical.

0