Crees que te rompes en ese momento
Cada parte de ti se fragmenta lentamente,
haciendo retorcerte de dolor

Sufres en un estrepitoso silencio
que te inunda por completo

Sabes que no hay razón para quedarse,
pero en cambio prefieres estar ahí porque sientes que algo va a cambiar.

Sin embargo, las puñaladas se hacen más fuertes dejándote con apenas vida.
Sangras sin darte cuenta,ya no sientes, y acabas con el dolor adueñandose de ti.