El Paraiso esta en Tí

Camine por el edén paraíso divino, la mejor descripción de ese sitio es tu cuerpo suave y fino.
Se sentía el calor del infierno cruel y ardiente, me recordó los días de invierno dándote besos más abajo de tu vientre.
Fue increíble perderme en la naturaleza, así como lo sensible que me ponía al admirar tu belleza.
Mi arte es recordarte donde sea, llevarte en mi mente y cuerpo aunque no me lo creas.
Bien, camine por este bello valle, admire este sitio como tu cuerpo desnudo detalle por detalle. Aquí había un río de aguas calientes, como tus fluidos al acariciarte mi lengua indecente.
Camine un poco y sentí un aroma que desprendía de una flor, rápido recordé la fragancia natural de tu cuerpo al hacer el amor.
Se estaba oscureciendo y faltaba mucho que recorrer, pero iba lento como acariciaba tu cuerpo mujer.
Recuerdo mis manos suaves subiendo por tu falda, mientras mi boca besaba apasionadamente tu espalda.
Hubieses estado ahí hubiera sacado el tigre que llevo dentro, te hubiera hecho el amor libre suave pero violento.
Eran las 8 de la noche y escuché unos aullidos, se me subió la adrenalina como cuando escuchaba tus gemidos.
En oscuras caí en arenas movedizas, mientras escapaba recordé cuando te venías tan de prisa; mis movimientos lentos era tu excitación, sentías mi calentura a lo natural sin protección, al salir del pantano era mucha acción, como estar con tigo en la cama diversión sexo amor y pasión.
No diré lo que recordé en aquel camino tan estrecho, solo recuerda el momento de mis manos sobre tus pechos, esos dos cabritos gemelos mellizos de gama, duros y firmes que me apego a ellos desde la tarde hasta la mañana.
Salí del edén pero voy a volver, faltan más rondas con tigo hasta el amanecer. El Paraíso está en Ti, te habla Adán nos divertimos juntos mi amada Lilith..!! Estuve perdido por varias horas, pero es la mejor historia de todas…

2+

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas