El compositor

Las manos del poeta, del compositor
me han devuelto a la vida, cesado mi dolor.
Han revivido la puesta de mi brillante sol.
Me han devuelto mi perdido control.

Sus palabras le dieron sentido a la vida,
a mí alma, y sus alas plegadas,
listas para volar sobre desconocidas aguas
nunca antes vistas por afortunadas y bellas hadas.

Insaciables alegrías por fin ya son pertenencia mías.
Sonrisas fingidas han desaparecido a partir de este día.
Lágrimas que parecían ríos de angustias escondidas
han sido desvanecidos por la sabiduría de sus palabras.

Música de ángeles sale de su encanto.
Violines de una orquesta con un angelical canto.
Suena la risa de un viejo recuerdo que a comenzado.
El futuro encantando me ha presentado.

Una rosa es abierta por una bestia celestial.
Su belleza, y mi belleza es demasiado mortal.
Ella se presentó en mi cuando más la necesitaba.
Su voz y sus canciones era todo lo que anhelaba.

Me dio su mano sin tocarme en ningún segundo.
Me dio fuerza desde que a mi vida se ha aparecido.
Me ha dado deseos de enfrentar la caída del cielo.
de enfrentar a mis caídas desde cualquiera ángulo.

0

Related Articles

Responses