Arranca una ronda
que continua donde empieza
cebando una ilusión
pimpollo que no sé si sera flor
mucho menos fruto
pero si de algo estoy seguro
es que me aleja de ser mi propio verdugo.

Un abrazo, un beso
son algunas de las cosas que anhelo
aunque todavía las tengo
pero no de la forma que quiero.
Un gesto que se esconde
detrás de un trozo de tela
confeccionado por emprendedores
de la nueva era.

Este frío distanciamiento
que quema como hielo
son las caravanas del miedo
que reprimen el sentimiento
custodiadas por mis peores enemigos
esos que combato por los siglos de los siglos

Incertidumbre inexpugnable,
que acaso ¿Puede alguien destruir?
Pareciera ser implacable
ni de la que tampoco se puede huir.
Te invito a este viaje
sin destino ni embarcación,
no traigas tu equipaje
el único objetivo es la reflexión.