Carta urgente de un preso anti poético.

Por estos desiertos sembré mi amor por ti.
Encontré refugio en ti, pero salí volando antes de que pudieras tocarme.
Soy un preso político en esta prisión sórdida y malévola.

Ha sido mucho tiempo aquí como prisionero.
Encerrado en las mismas angustias de siempre,
soy preso de mis recuerdos más amargos.
Siempre saboteé a esta monarquía llena de patanes adinerados,
pero estos me han pasado la cuenta.

No te veo más mi amor, solo te puedo ver en sueños agridulces.
Imágenes Paganas se desnudan en sueños
me miras con tus ojos cafés, que adoro tanto,
coincides con mi persona ya presa por la dictadura.

Solo soy un mar de pena y angustia, asi me encontraste,
tal vez diran asi que me enterraste.

Entre viejos grises y morados veo mi muerte acaecer,
finalmente un ritual penetrado por tu distancia.

0

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas