Aveces uno, aveces otro.

Aveces me acuerdo del otro día,
Me pediste que te hable de mí,
Yo te ignoré y mire hacía otro lado,
Pero hoy quiero hablar,
Hoy quiero.

La verdad es que últimamente muchas cosas invaden mí cabeza,
La que más viene con frecuencia es la soledad,
Ella viene, se sienta y me habla,
Me habla sobre mí pasado,
De como el ayer no es el hoy,
Y que nunca el hoy será el ayer.

Rara ves me visita la felicidad,
Nunca viene sola,
Siempre viene con un amigo o un conocido,
Pero como todas las cosas en la vida tiene un fin,
Nunca sabré si me volverá a visitar,
Pero siempre es bien recibida.

Aveces me visita la ira,
Algunas veces dice que yo la invité,
Otras veces que llega por indicaciones de otra persona,
La verdad no es muy bienvenida por aquí,
Siempre hago que sus visitas sean cortas.

La visita más inesperada es el miedo,
Algunos días viene varias veces,
Otras veces no viene por meses,
Aveces me visita por segundos y se marcha,
Pero otras veces son horas y horas,
Hasta que finalmente se va.

Últimamente escuche por unos vecinos de un huésped muy particular,
Se hace llamar el Amor,
Algunos me hablaron bastante bien de el,
Otros que no quieren saber de el nunca más,
También que su visita tiende a ser muy irregular,
Aveces son unos días,
Pero otras veces son años,
La verdad es que no sé cuanto de eso es verdad,
Solamente me queda esperar a que venga a visitarme y comprobarlo por mí cuenta,
Simplemente escuche los rumores.

0

Related Articles

Responses

Ir a la barra de herramientas