Barcelona

El murmuro de tus pasajes es un imán, y yo [...]