No te lleves mi hogar

Que me estrellen el cráneo con un mazo y un [...]