y ni siquiera pronuncie palabra alguna,
cuando sin luchar me dejaste,
cuando sin cuestionar te deje,
aun sabiendo que eramos,
que fuimos, ayer.