Sus ojos brujos me hechizaron
y a su sonrisa yo conquisté
con solo un beso ya era adicto
a su energía me enamoré

Yo culpo al vino por traicionero
y a su mirada que me envolvió
por arriesgado lo perdí todo
en este juego llamado amor

Me volví esclavo de sus caderas
y es su presencia mi bendición
la necesito como al aire
como un cristiano su religión