Tu hechizo

Cuando miré sus ojos supe que una vez más había [...]